Buscaba una mirada, y me atrapó la tuya,
elegí camino en un cruce de tus brazos,
y descubrirte fue mi nueva asignatura.

Gracias te doy por compartir mi ruta,
por ser tú mismo en el lugar que ocupas,
y por dejarme habitar tu arquitectura.

A Juantxo. 6/12/2012

 

 

Volver a Mis relatos